28 julio 2014

'Sí Se Puede' ser transparente


Que el titular del periódico El Día del 23 de julio fuera que Arcila asesoró a Granadilla por 10.200€, refiriéndose a una factura totalmente legal que este abogado y concejal de Sí Se Puede le pasó al ayuntamiento de Grandilla en 2008 por servicios prestados, me parece completamente indecente no sólo con la que está cayendo sino con el nivel de corrupción que los trileros nos han sometido durante décadas y de la que este diario ha guardado silencio por obediencia debida. Sin duda, por la misma obediencia han publicado esta noticia que tiene más de humo que de otra cosa. Como votante de Sí Se Puede, cosa que no volverá a pasar en la vida por cierto, me hubiera parecido más coherente con esta formación que Pedro Fernández Arcila le hubiera pasado la factura a su partido en vez de hacerlo al contribuyente pero creo que esto es otra cosa. En su momento celebré que las obras del dichoso puerto de Granadilla se hubieran detenido y, en cierto sentido, cualquiera que hubiera sido el precio me parece insignificante por lo que se logró por aquellos días. Otra cosa es que esta formación haya dejado completamente por perdida la batalla contra el destrozo que se está produciendo en Granadilla y que mire ahora hacia otro lado: el de las prospecciones petrolíferas que ya sabemos que a día de hoy es algo que tiene más perspectivas electorales desde que Paulino Rivero se volvió ecologista.
Cuando alguna vez he cuestionado el gasto que produjo la concejalía de medio ambiente en el ayuntamiento de Granadilla cuando, entre 2007 y 2011, el exsocialista Antonio Cabrera fue concejal de esta formación se me ha respondido, con acritud y no con el debido respeto de un ciudadano que pide cuentas públicas, que el gasto en personal era antes 89 mil euros menor al que es ahora con el alcalde Cejas. Lo he pedido porque se sabe que allí ocurrieron cosas graves: que se rompió el partido cuando se acabó el poder, que nunca se explicó donde fue a parar cierto dinero de subvenciones y que José Luis Fernádez Fuarros se acabó llevando documentación sensible. La falta de transparencia en las administraciones públicas y en los partidos políticos siempre está injustificada pero en una formación supuestamente alternativa que llegó al poder afirmando ser lo opuesto a lo que hemos conocido es algo completamente indignante. Es normal lo que le ha pasado a Sí Se Puede con la desconocida factura de Pedro Fernández Arcila y con lo que le pueda pasar si aparecen otro tipo de cosas que aún siendo legales puedan sonar extrañas. Todo esto se hubiera curado con un ejercicio de transparencia absoluta publicando en una web hasta el último céntimo que se mueve en el partido, de dónde viene el dinero con el que se financia, el gasto que se produce en las áreas de gobierno que tiene el partido en los diversos municipios sobre todo en el periodo de Granadilla y una declaración de bienes de sus cargos electos cosa a la que, por cierto, alguno son reacios. La transparencia es un ejercicio imprescindible en la vida pública y no se entiende que un partido que ha exigido por activa y por pasiva que las administraciones y los partidos lo sean luego tenga tanta falta de ésta cuando ha tocado poder. A lo mejor es problema mío por exigir un uso exquisito de mi dinero que pago en impuestos y que tanto me cuesta ganar.
En una entrevista mitin en Radio San Borondón, una radio donde por cierto estuvo Sí Se Puede vetado una buena temporada, decía Pedro Fernández Arcila que Sí Se Puede aspira a ser Podemos y a ir de la mano en las elecciones de mayo de 2015. Por mucho que intenten buscar paralelismos traídos de cara a sacar titulares de prensa fáciles Arcila e Iglesias no son iguales, no hablo de la coleta, ni sufren el mismo acoso. Como a cualquier partido, no es que ponga mucho la mano en el fuego por Podemos pero lo que ha conseguido esta formación no ha sido, precisamente, por comportarse como Sí Se Puede. Podemos ha sabido llegar a la gente sin ser sectarios como la formación de Tenerife, usando de manera democrática las redes sociales y creciendo sin gente que aspire a empoltronarse en la política. Otra cosa es lo que pueda pasar con esta formación en el futuro, cosa que no veo muy clara. En Gran Canaria Podemos obtuvo 48 mil votos con gente que trabajó la campaña y que huían de la burocracia de partidos como Izquierda Unida. En Tenerife Podemos es más difusa y la estrategia de Sí Se Puede, como buenos profesionales de la política que a veces están resultando ser, es apoderarse en cierta medida de este nombre que, a día de hoy, funciona bien como una marca y que muchos votos de gente descontenta podría traerles. A mi esto me parece una estrategia tan legítima como otras para obtener el poder pero yo hubiera seguido profundizando con la que dejaron atrás después de las elecciones de mayo de 2011: la de trabajar en lo local sin importar lo que pueda significar de cara a las urnas.

No es probable sino que es seguro que Sí Se Puede vuelva a crecer en las próximas elecciones locales y autonómicas pero el mérito no será de un partido que, salvo excepciones como la de Buenavista con un montón de críticas posibles, han pasado por el aro del poder asumiendo muchos de sus malos vicios. Sin duda, el grado de desesperación en el que la ciudadanía anda metida jugará una baza importante para esta augurada victoria tanto como el desplome del PSOE y no tanto del PP en la representación local. No sé qué pasará entonces pero está claro que en la legislatura que casi acaba Sí Se Puede no ha sabido gestionar el enorme poder local que han tenido por una completa falta de autocrítica, por sectarismo, por un buenismo al que se creen inherentes por el simple motivo de que a cada noche le suceden los días y porque han faltado a la norma democrática más básica: la transparencia.

21 julio 2014

El trato hacia los animales y las sociedades


Sé que en este mundo torcido, sin ética y en el que millones de personas sufren todos los días, como el millón y medio de palestinos que viven en el campo de concentración judío de la franja de Gaza al que están masacrando día a día y al que se puede describir con la palabra genocidio sin rubor, hablar del respeto a los animales puede llegar a ser hasta molesto. Es cierto, con lo que en el mundo desarrollado gastamos en mascotas probablemente vivan dignamente millones de niños en la parte del mundo que permanece explotada pero, seguramente, este es otro tema opuesto al que nos referimos en este texto. De igual manera que el respeto, por lo menos en el papel, de determinados derechos fundamentales como son los Derechos Humanos ha progresando en los últimos siglos de la humanidad, el respeto a otro seres vivos que comparten este mundo con nosotros se habrá de hacer extensivo a las otras especies que viven con nosotros.
Sin haber siquiera visto el índice del libro de Jesús Mosterín El triunfo de la compasión más que alguna reseña, algún vídeo y una entrevista por la radio debo decir que parece un texto valiente, filosóficamente serio y que parte del conocimiento científico más que del moral. La tesis central del ensayo se basa en la idea de que a medida que las sociedades han ido avanzando hacia una suerte de Ilustración que nos ha ido tocando vivir, el respeto por otros seres vivos se fue haciendo extensivo salvo en España donde no existió este fenómeno del pensamiento truncado por el Borbón Fernando VII que no sólo protegió costumbres bárbaras como la de la corrida de toros sino que además reinstauró la Santa Inquisición y el Absolutismo hace menos de 200 años. Las corridas de toros eran habituales en toda Europa, en Francia, Italia y sobre todo Inglaterra aunque ahora nos parezca extraño, antes de la Ilustración se extendiara por Europa. El debate que se ha vivido hace unos pocos años, el hecho que en Cataluña se hayan prohibido este tipo de espectáculos primitivos, ya se dio en estos países hace dos siglos. Nada nuevo bajo el sol salvo que la barbarie intelectual sigue vigente en España más fuerte que nunca a pesar que a todos nos parezca normal espectáculos tan repugnantes como las corridas de toros debido a que una sociedad inmensamente cruel con los animales nos lo ha impuesto culturalmente como algo propio de nuestra cultura cuando esto no es así.
La mayoría de las veces, y con razón, ciertos colectivos animalistas aparecen sobredimensionados, suenan ridículos y tienen perspectivas completamente alejadas de la realidad. Aunque he conocido a algunos magníficos como personas he tenido relación con algunos veganos, personas cuyas dietas les impide comer nada que tenga que ver con la explotación animal en un sentido muy amplio, mantenerse completamente alejados de los problemas sociales pues lo suyo más que un compromiso con la sociedad por no comer animales es un trastorno alimentario que tiene que ver más con la ortorexia, cierta obsesión por comer sano juzgando lo que comemos los demás, que otra cosa. Particularmente no creo que haya que mantener una postura en la vida que predique la absoluta igualdad entre todos los seres vivos de la Tierra, cosa que no es real, sino que siendo los humanos los seres que mayor consciencia tenemos de todos los que habitamos en este planeta, tenemos una inmensa responsabilidad por la preservación de las otras especies y de gran diversidad animal que hay en el planeta.
La racionalidad de los sistemas sociales y de la explotación de los recursos naturales y económicos que existen en este mundo de más de 7 mil millones de habitantes no es el mejor que podría ser y hay que afirmar que esta lógica del sistema capitalista nos llevará, tarde o temprano, al colapso sino no ponemos remedio a todo ello. En concreto, el sistema alimentario está diseñado para que unas pocas empresas se lleven gran parte del pastel que se mueve en todo el mundo mientras la gente de los países más desarrollados morimos de obesidad al tiempo que en los menos desarrollados mueren de hambre gracias a que en el planeta se ponen grandes recursos para la agricultura, dando de comer a vacas que producen una huella ecológica muy importante, al tiempo que millones de personas no han visto un filete de carne en su vida. Que deba de ser controlada y que el abismo en el que nos hallamos a día de hoy no sea sostenible a largo plazo no quiere decir que la industria alimentaria basada en los productos animales, seguramente uno de los triunfos mayores de toda la humanidad, tenga que ser eliminada por completo. Lo que urge, si embargo, es una racionalización más que inmediata como de racionalización se necesita la mayoría de los aspectos de la vida. Este es el sentido que muchos movimientos animalistas me llega a molestar y que no sólo es que sea utópico sino que está cargado de un romanticismo ingenuo y hasta en cierto punto peligroso pues se ignora hasta cierto punto las necesidades reales de un mundo sobredimensionado y en el que en estos momentos viven más personas de todas las que hayan existido desde la aparición de la rama de los homínidos hace millones de años.

Abolir las corridas de toros y todos los festejos salvajes basados en el maltrato animal es un proceso necesario al que todas las sociedades más o menos avanzadas parecen abocadas a llegar en un momento dado. No se puede comparar basándonos en similitudes de ADN o de proximidad con el género humano el primate más avanzado que pueda estar sufriendo en una selva del Congo con el niño más indefenso que muere asesinado en la playa porque un misil judío le persigue, antes este tipo de cosas yo siempre defenderé el derecho del ser humano por muy miserable que haya sido en su vida, pero una sociedad que acepta como próxima a cualquier especie viviente de este planeta es más humana de la que no lo hace. Ese es quizá el objetivo de este texto: el señalar que la nuestra es una sociedad que está todavía muy atrasada en relación a los países de su entorno y que, sin duda, el trato que dispensa a los otros animales es una prueba fundamental que avala este razonamiento.

14 julio 2014

La trampa de la Ley de Armonización

Creative Commons: Archipiélago Machango

En los temas de ecología y el medio ambiente el Gobierno de Canarias tiene dos caras. Por un lado está el Paulino Rivero más combativo que hemos visto nunca, llegó a decir aquello que hemos dicho muchos contrarios al modelo que su partido nos ha impuesto de que Canarias no se vende sino que se defiende, pero que en realidad usa el tema de las prospecciones para hacerse su particular campaña a la presidencia del gobierno y por otro la de una autonomía bananera que permite y ampara el destrozo ambiental que se está produciendo en las costas de Granadilla. Todo ello con el beneplácito de un PSOE completamente corrupto en Canarias que es socio de este gobierno, por tanto cómplice necesario de todo lo que ha pasado en Canarias en estas dos décadas de gobiernos de CC, que lo único que le interesa es el cacho de poder que han pillado desde 2011 para mantener enchufados a sus mediocres políticos de la más pura casta. Ahora parece que el enemigo público número uno es José Manuel Soria por el tema de las prospecciones, hace menos de una legislatura Rivero y él gobernaban codo a codo, cuando los verdaderos enemigos de Canarias están ocupando sillón en el Consejo de Gobierno de Canarias que se celebra todos lo jueves.
Domingo Berriel tiene muchos defectos pero, sin duda, posee una gran virtud: la tenacidad. Desde que fue consejero de medio ambiente en la legislatura en la que él mismo puso en marcha el Catálogo de Especies Protegidas más infame y vergonzoso de toda la historia, redactado en secreto por un impresentable como el biólogo revanchista Antonio Machado, no ha parado en su empeño de privar de contenidos a la misma consejería que presidió para dárselos a la que ahora preside, la de infraestructuras. En este sentido la vida de Berriel es la de un sueño convertido en realidad y es fácil imaginárselo de pequeño jugando a hacer castillos en las playas de Fuerteventura donde ahora han crecido los hoteles ilegales al amparo de las décadas de corrupción que hemos vivido. Su mayor empeño desde que puso en marcha el Catálogo de Especies era la de hacer una Ley de Armonización del Territorio que privará de contenido a las leyes ambientales del archipiélago a favor de priorizar las infraestructuras y la especulación sobre el territorio. Canarias no necesita más leyes sino que la administración, que es la principal infractora legal del archipiélago y el principal delincuente en materia de medio ambiente, cumpla y haga cumplir a todos por igual las leyes que ella misma ha aprobado. Con esta ley se demuestra, una vez más, que en Canarias no hay una visión de futuro hacia el modelo que necesitamos verdaderamente sino que el interés político está en resucitar el modelo que nos ha llevado a esta situación, que ha depredado como nunca nuestro territorio y que ha dejando unas desigualdades sociales terribles en el archipiélago.
La actitud del PSOE en todos los temas que afectan al gobierno, en cuestiones ambientales sobre todo, ha sido la de nadar guardando la ropa. El PSOE fue la única instancia que podía haber interpuesto un recurso de inconstitucionalidad a la ley de Catálogo de Especies pero dejo pasar miserablemente la oportunidad porque al final de la pasada legislatura ya tenían en mente que podía pasar lo que está sucediendo ahora: ser socios de gobierno de CC sin voz ni voto en los grandes asuntos políticos pero sí garantizándose una parcela ínfima de poder y los cargos y enchufes de los que han disfrutado por más de tres años. A las airadas críticas que en 2010 tenia contra el Catálogo de Especies se ha sucedido un silencio miserable, empezando por el de José Miguel Pérez que es, supuestamente, consejero de medio ambiente. El partido está inmerso en un proceso que puede acabar en poco tiempo con sus 135 años de historia pero los dirigentes canarios parece que no se han dado cuenta de ello y están a otras cosas. En este sentido es sorprendente que la casta dirigente no se esté dando cuenta que el proceso que estamos viviendo no es una crisis cíclica más sino un completo cambio de rumbo del mundo tal y como lo hemos conocido hasta ahora.

Ya está bien de la repugnante manipulación que está haciendo Paulino Rivero, promotor del destrozo ambiental del puerto de Granadilla y representante de las décadas de degradación social que Canarias ha vivido en este principio de siglo, del tema de las prospecciones utilizando a la ciudadanía, también a partidos políticos supuestamente alternativos y a organismos ambientales como Ben Magec que no les importa dejarse manipular, para conseguir que su partido el 12 de septiembre le apoye en su tercer mandato como presidente del Gobierno de Canarias. Por mucho que nos empeñemos el tema de las prospecciones no es, ni a muchos años luz vista, lo peor que esta sucediendo en Canarias que es una región azotada por una miseria estructural, por los sueldos más miserables del estado, por un parto insoportable y por las 21 familas de caciques que controla una parte importante del PIB del archipiélago. En mi opinión hay que saber lo que hay en esa zona frente a las costas de Fuerteventura y Lanzarote y otra cosa será ya si lo que encuentre se debe extraer o no, cosa que debería estar en un debate público más que en la mente de un iluminado indecente como Rivero que está haciendo de este tema, de una manera completamente miserable, su medio para volver a renovar como presidente de Canarias.

07 julio 2014

Todo es ETA


Este periodo que estamos atravesando no es una crisis cíclica más. Estamos viviendo un completo cambio de paradigma, en el sentido más kuhniano del término, que probablemente acabe trayendo un nuevo orden social, político y económico del mundo y durante el cual muchos de los que estamos vivos ahora acabemos pagando con nuestras vidas, la historia de la humanidad está llena de estos procesos, el horizonte de vacío al que nos enfrentamos. Hay síntomas por todas partes que este viejo mundo se derrumba, nadie sabrá nunca si lo que está por venir será mejor o peor, y lo notamos sobre todo por los patéticos movimientos de la vieja guardia para aferrarse a su trono. Teniendo claro lo dicho y que los resultados de las elecciones al Parlamento Europeo del pasado 25 de mayo no son directamente extrapolables a ningún otro tipo de cita electoral, cabe decir que nunca 1.245.948 votos, que fueron los que obtuvo Podemos, habían causado un pánico generalizado del nivel que lo están produciendo en este país.
Sin duda, la abdicación del viejo Borbón garante del bipartidismo en su hijo El Preparado, la epidemia generalizada de diarrea que le ha dado a toda la cúpula del PSOE quitando a Rubalcaba de en medio, la invocación a ETA de la ultraderecha del PP que gobierna este país, la miserable campaña que ha emprendido la opinión publicada de la prensa endueudada a la banca como por ejemplo El País un diario ya controlado por la ultraderecha anticastrista contra Pablo Iglesias, la propuesta de reforma electoral para que gobierne la lista más votada en los municipios para evitar los pactos como los tradicionales del PPSOE que tanta corrupción han producido y, si nos apuramos, la hasta campaña iniciada contra la aplicación Uber por uno de los sectores más protegidos del mundo como es el del taxi tienen que ver con lo resultados cosechados por Podemos en las pasadas elecciones de mayo. Sin querer magnificar al personaje que esta casta anda criticando estos días, hay que reconocer una cosa sobre Pablo Iglesias: que a día de hoy de todos los que se dedican a la política, a nivel institucional profesional, Iglesias es el único que ha estudiado el fenómeno de la política y sabe bien de ello, como se demuestra en sus discursos, pues no por casualidad es profesor titular de Ciencias Políticas de la Universidad Complutense de Madrid. Y no creo que para dedicarse a la política, una forma que debería ser la de servir a la sociedad durante un tiempo limitado y nunca hacer carrera en ella, haya que ser estudioso del tema ni mucho menos pero viendo la media de políticos que nos rodean, ninguno entiende más de dos palabras seguidas de inglés por ejemplo, lo de Iglesias es una gran excepción donde la regla es que el que vale para político es el segundón de una estirpe y de ahí el apelativo cariñoso de casta que muchos les dedicamos.
Cuando alguien cuestiona el estado de cosas en el que vivimos y que aparentan como el natural, la gran mentira en la que hemos vivido durante cuarenta años resultado de una Transición inacabada donde las estructuras franquistas de poder se han perpetuado hasta nuestros días, parece que el recurso de último momento es relacionarlo todo siempre con ETA. A la ultraderecha española, esa que entre 1990 y 2011 con Rajoy a la cabeza cobró más de 22 millones de euros en sobresueldos, siempre le ha interesado que exista ETA para poder articular su discurso ultra mientras por otro lado nos roban en nuestra cara y mantenían tramas corruptas como la Gürtel, en realidad a esta red de delincuencia organizada habría que llamarla la Trama PP, que enriqueció a sus familiares, amigos y empresarios mientras la sociedad tenía una tolerancia muy alta hacia la corrupción pues nuestra cultura latina lo es secularmente. Dijo Pablo Iglesias en el Hotel Ritz de Madrid que el tema de ETA podría ser político y los medios de comunicación resaltaron esta cuestión sobre otras muchas que dijo en aquella conferencia porque ya sabemos que los medios se comportan como bisagras entre el poder y la manipulación de la opinión pública para tratar de imponer el punto de vista de la casta dirigente al que se lo confunde con la verdad absoluta haciendo creer que en la vida sólo existen las estrategias que esta clase representa. Mucho tienen de cierto las palabras de Iglesias que, por cierto, recogen lo que pensamos muchos hace mucho tiempo: algo político tiene que haber en el conflicto entre Euskadi, ETA y el gobierno de España cuando todos los presidentes de la democracia ceremonial, menos el corrupto de Rajoy, se han sentado a hablar con la banda terrorista y hasta un oligofrénico falangista nada sospechoso de ser de izquierdas como el genocida de José María Aznar dijo aquello del Movimiento de Liberación Vasco en pleno proceso de negociación.

Poca confianza tengo en los partidos que pasan por las instituciones pero en un parlamento donde la doble marca PPSOE, la socialdemocracia y la derecha que gobiernan en pacto en Grecia, Alemania y aprueba el 80 por ciento de las decisiones del Parlamento Europeo, no tuvieran un mínimo de un 50 por ciento de los diputados las cosas se complicarían mucho para estos partidos. Quién sabe si hasta un parlamento así tendría que disolverse para convocar un proceso constituyente, que los ciudadanos eligiéramos por fin democráticamente el modelo de estado que deseamos tener, que se corrigiera la irregularidad grave que en 80 años sólo hayan habido 3 jefes del estado y enviar de nuevo a los borbones al exilio después de que cumplan con la justicia de este país. El mundo va a cambiar en los próximos años de cualquier manera y estos patéticos movimientos de perpetuación de las élites no tienen más objeto que perpetuarse en el tiempo tratando de evitar lo que a todas luces se demuestra como inevitable: que en poco más de una década este mundo nadie vuelva a conocerlo como había sido. Seguramente un mundo más violento que el de los asesinatos de ETA se acabe instalando a través de una violencia cada vez más descarada que es la que está generando este sistema y que todos los días se está cobrando vidas y haciéndonos más miserables.

30 junio 2014

El cinismo de Paulino Rivero


De un personaje tan mediocre como Paulino Rivero Baute, alcalde perpetuo de El Sauzal y que como si fuera este municipio ha gobernado Canarias durante siete años, pensaba uno que le quedaba poco por descubrir pero si una cosa tiene este señor es que todavía puede sorprendernos. El audio que está encima de estas líneas, la versión Doctor Jekyll ecologista del presidente promotor del destrozo ambiental de Granadilla Mr Hyde, muestran un cinismo terrible del personaje más gris que ha tenido cargos de responsabilidad pública en Canarias. Es de la inauguración de la central hidoreléctrica de Gorona del Viento, un proyecto que es completamente discutible desde un punto de vista económico y de impacto pero este es otro tema, el pasado 27 de junio. Habla de ecología, de la gran biodiversidad que hay en el archipiélago que él mismo puso en peligro con el catálogo de especies para descatalogar la seba que impedía la construcción de su puerto de Granadilla, del mar y del viento. Una bofetada en toda la cara a los miles de ciudadanos que hemos estado dejando nuestra vida personal en este tipo de causas sociales, económicas y ambientales durante muchos años.
Alguien le tenía que haber dicho al negro que le escribe los discursos al presidente que está bien que intente engañar a la ciudadanía con que el presidente es un ecologista de toda la vida pero esta vez se ha pasado tres pueblos. Sin duda Rivero puede ser calificado de cualquier cosa menos de tonto: en el año que le queda de gobierno tiene claro que su futuro político pasa por el uso y la manipulación de su actual presidencia al tiempo que se aprovecha de la ciudadanía para ponerse detrás de una pancarta en la isla de La Graciosa porque sabe que en Tenerife o Gran Canaria los manifestantes contra las prospecciones lo hubieran invitado a irse. Es un secreto a voces que en su partido lo quieren fuera del gobierno, Marcial Morales que aspira a sucederle también está jugando a esto de manipular a la opinión pública, y ha encontrado que la mejor manera de ganar la carrera electoral es con el tema de las prospecciones petrolíferas, reuniéndose con Greepeace y haciéndose el ambientalista de última hora para parecer que está liderando masas sociales cuando la sociedad civil en materia ambiental se ha organizado siempre, y muy bien por cierto, al margen de las instituciones cuando no han sido insultada y torpedeada por éstas mismas pues de todo es sabido que el mayor delicuente ambiental de archipiélago ha sido siempre la propia administración.
La batalla perdida de las prospecciones, que el Tribunal Supremo echó por tierra esta misma semana dictando una sentencia en contra de la anulación de dichos sondeos, ha sido la basa por la que el presidente que hace tiempo que perdió toda noción de vergüenza se ha decantado para hacer su campaña. Parece que nadie se acuerda pero Paulino Rivero gobernó con José Manuel Soria durante tres años por lo que no tan enemigos pueden ser como nos empeñan en hacernos creer los asesores de imagen de estos dos nefastos políticos. Seguramente más pronto que nunca PP y CC se volverán a entender para cualquier tipo de asunto porque ya sabemos que la singularidad del sistema electoral canario le da preponderancia a los trileros políticos que forman estos dos junto con el PSOE. En 20 años CC ha gobernado con unos y con otros gracias, sobre todo, las redes caciquiles que este partido ha tenido en las islas menores y en Tenerife sin haber tenido nunca una mayoría absoluta en el Parlamento y es muy probable que si las cosas no cambian esto seguirá sucediendo. Eso lo saber Rivero y lucha con estas bazas para seguir siendo el candidato a la presidencia por su partido en el congreso que tendrá lugar después del verano.
De como la gente articule el cambio que está sucediendo a nivel de estado como es el caso del fenómeno Podemos, el hecho de que PP y PSOE no hayan tenido en las europeas ni un 50 por ciento de los votos por lo que un pacto como el de la derecha y la socialdemocracia que sucede en algunos lugares de Europa se hará difícil porque es la única baza que le queda al bipartidismo de sobrevivir o que la dinastía de los Borbones que trajo Franco esté cuestionada a nivel de legitimidad nos podrá dar pistas de lo que puede, o no puede, suceder en Canarias a nivel político. Mientras, Paulino Rivero Baute ha confiado su futuro político a llevar una doble vida aparentando ser lo que no es haciéndonos creer que está liderando el tema de las prospecciones cuando lo que hace es manipular, de una manera burda añado, a la opinión pública. Se echa de menos que el movimiento ecologista o esos partidos que se definen como de izquierda alternativa e incluso Izquierda Unidad en Canarias se desmarquen de esta gran infamia, llamen a las cosas por su nombre y pongan a Rivero en su sitio pero ya uno ha acabado por dudar hasta de estos mismos.

23 junio 2014

La reforma fiscal

El crédito de la foto es para Andrés R. Barella, un amigo que siempre está ahí.

Han pasado las grandes cortinas de humo de estos días como son la designación por orden de inseminación del jefe del estado, el que esperemos que sea Felipe VI el Breve, y la eliminación del Mundial de Fútbol de la selección española, con el consiguiente ahorro de 16 millones y medio de euros de las arcas públicas en primas, para que podamos hablar de otras cosas: la corrupción, la casta enquistada en el sistema, el desempleo, los recortes, los problemas en la vivienda de millones de personas o la cima en la que se encuentra el establishment español en comparación con el hundimiento en la sima financiera en el que nos encontramos más de 45 millones de ciudadanos. Ya lo decía Fernando Berlín, periodista nada sospechoso de ser verdaderamente progresista pero tampoco de ser conservador, que asistió a la entronación de El Breve: la élite que saludaba al Borbón en palacio parecía bastante ajena de los problema que suceden en la calle, a escasos metros del besamanos del nuevo rey. En el Consejo de Ministros del viernes 20 de junio llegó lo que tenía que pasar desapercibido para que fuera propaganda electoral del PP en 2015, año que entrará en vigor, la reforma fiscal de la era de los recortes y la miseria estructural en España.
Sin ser experto financiero hay que saber que de el PP, el partido donde habita la mentira y que está a la cabeza del crimen organizado en el país de las cuentas de Bárcenas y demás en la décimo octava autonomía que es Suiza, jamás se puede estar tramando nada bueno. No hace falta entender mucho en finanzas para saber que el nuevo IRPF que entrará en vigor en 2015, que pasa de los siete tramos actuales a cinco, va a significar un pequeño ahorro para las rentas más bajas frente a un recorte impresionante de las más altas pero, sobre todo, del beneficio de las grande empresas, del IBEX 35 y de las SICAV que seguirán desviando sus fondos a los paraísos fiscales donde se financian las guerras y la corrupción mundial. En total, y sin que se sepa todavía la letra pequeña de este asunto pues la reforma se publica en el BOE del lunes después del citado Consejo que puede traer muchas sorpresas negativas, parece que las arcas del estado, de las que vive en positivo la casta que nos gobierna aunque Rajoy cobrara millones de euros en negro por más de dos décadas, se van a ver recortadas en 2 mil millones de euros desde la entrada en vigor de esta reforma del IRPF. Según determinados analistas la reforma se va a ver afectada en dos asuntos clave: el impuesto más impopular de todos, el IVA que pagan los que ganan al mes un millón de euros y los que tienen la renta de inserción de 421,80€ que es el 80 por ciento del IPREM, que va a tener que ser incrementado de cualquier manera al tiempo que nuevos recortes por el importe de estos 2 mil millones que no entran en las arcas del estado y que se van a tener que hacer efectivos de alguna manera. En Canarias el gobierno de imprestables del PSOE y CC ya ha dicho que para 2015 las cuentas no le salen y que tendrán que subir el impuesto homólogo que es el IGIC. El resultado es que si no lo impedimos los trabajadores y el sector de los autónomos, cada vez con las manos más atadas a la espalda, vamos a tener que seguir financiando este montaje llamado España y que no tiene otro objetivo sino el mantener el alto poder adquisitivo de esa cosa llamada casta mientras cada vez somos más la China europea laboralmente hablando.
En Canarias existe otro modelo financiero que se basa en un sistema de exenciones que no tendría que ser malo para sus habitantes pero que se ha basado en favorecer a las grandes fortunas en contra de los trabajadores que, en comparación objetiva, están en una inferioridad absoluta en relación al resto de los trabajadores del estado. Este sistema, que se tramita de manera secreta y oscura por el PSOE y CC, se llama REF y casualmente entraría en vigor en 2015 para seguir profundizando en las miserias de la clase trabajadora que sigue financiando el sistema, autónomos y trabajadores por cuenta ajena, frente a las grandes fortunas del archipiélago con 21 familias controlando el 8 por ciento del PIB canario.

El PP ha fijado esta reforma del IRPF para 2015, año que es electoral y que esperan que con estas miserias que nos dejan a los trabajadores les tengamos gratitud eterna como buenos estómagos agradecidos. Lo que podría pasar en las próximas elecciones generales a finales de 2015 es que el PSOE se convierta en una fuerza residual en el Parlamento y que el PP tenga el mayor número de votos al tiempo que el Parlamento se volvería ingobernable y se obligue a hacer un proceso constituyente en virtud al fenómeno Podemos. Si el viejo Borbón cazador de elefantes en Bostwana hizo el movimiento de abdicación en favor de su hijo ahora es porque se veía que dentro de un año, en un parlamento que deberá de disolverse varias veces en convocatoria de nuevas elecciones o convocar un proceso constituyente si de verdad el fenómeno Podemos llega hasta donde se ha sentenciado, lo iba a tener crudo para seguir adelante en la sucesión y jubilación en virtud del procedimiento de eyaculación y fecundación del óvulo. En mi caso yo si puedo no voto pero quizá haya que hacerlo a fenómenos contrarios a la casta gobernante para provocar una ruptura en el régimen. De momento, y lo que cada día se ve más claro, es que el PSOE y el PP en Catalunya se van a ver desalojados del poder en las elecciones de octubre de este año que declaren la independencia del estado español o en las locales de 2015 si se llegan a celebrar.

16 junio 2014

Cinismo petrolero


Antes que nada, y como no puede ser de otra forma, reconocer, valorar y felicitar el éxito de la mayor movilización social que se ha realizado jamás en Canarias y que fue la manifestación en todas las islas del archipiélago el día 7 de junio en contra de las prospecciones petrolíferas que, en aguas internacionales, plantea realizar Repsol en busca de petróleo o gas natural frente a las costas de Fuerteventura y Lanzarote. Una manifestación que si CC trincara algo de las famosas prospecciones y de la posibilidad de sacar crudo de allí como ya expresaron Clavijo y Melchior hace un año, como sí lo hace del puerto de Granadilla por ejemplo, hubiera tenido otro tipo de derroteros ya que el éxito de las movilizaciones estuvo muy ligado a la utilización miserable y partidista que han hecho desde CC, especialmente un cínico como Paulino Rivero. De manifestaciones recuerdo la del 26 de noviembre de 2005 contra el puerto de Granadilla que se hizo al margen del poder, de hecho éste censuró todo lo que tenía que ver con ésta en los medios que tenían a sueldo con nuestros impuestos, la famosa avioneta de Adán Martín y aquella poca habilidad para contar manifestantes que contrastaba con las cifras exactas de una plaga de langosta que azotó las islas por aquello días. Y si bien allí estaban haciendo carrera partidos como IU y un Sí Se Puede que se estaba fraguando, años más tarde el tema del puerto fue una excusa para hacerse una vergozosa propaganda electoral, nunca hubo un poder ciudadano tan fuerte en Canarias como el de aquella malograda Asamblea por Tenerife por la que muchos políticos y empresarios empezaron a sentir miedo. Aunque este sea otro tema si no lo digo reviento: parece que ya a nadie le interesa el destrozo que se está haciendo en Granadilla, ni a esa izquierda alternativa que ahora quieren ser Podemos ni a Ben Magec cada vez más controlada por esta izquierda que desde que ha tocado poder ha perdido su sentido.
A parte de lo que se puede considerar auténtica falta de autocrítica de esta especie de izquierda y las posiciones sectarias de algunos de sus elementos, mi crítica con este texto no es hacia ellos sino a CC, el partido que lleva 20 años gobernando en Canarias y que representa mejor que nada el amplio grado de degradación ambiental y de degeneración moral en el que se encuentra el archipiélago en este siglo XXI. Coalición Canaria se mueve bajo el signo del saqueo: no sólo ha vaciado las islas de la mejor gente que ha habido nunca, hamos acabado en el ostracismo o la emigración, para enchufar a sus tristes segundones sino que le han arrebatado las siete estrellas verdes al nacionalismo canario, las siglas del PNC compradas a precio de un carguito para un escritor mediocre sino que ahora tratan de apropiarse de décadas de luchas ciudadanas contra la misma CC y de las reivindicaciones ciudadanas que siguen vivas en nuestras islas. Canarias no se vende, Canarias se defiende ha sido un grito constante en contra de las políticas de CC en el archipiélago, ayudados por el PSOE y el PP, pero sobre todo en los más de 15 años que ha durado la lucha contra el puerto de Granadilla, una obra que sigue adelante a pesar de que ya a nadie le importe y por un puerto que jamás se llegará a terminar y al que nunca atracará un barco. Este lema se lo apropió el otro día un cínico oportunista como Paulino Rivero, el mayor promotor en la actualidad del crimen que es está cometiendo en aquellas costas, ahora que se ha metido a ecologista de última hora y tras haber salido por patas, con los gastos pagados por el contribuyente claro, a la manifestación contra las prospecciones en La Graciosa. Paulino Rivero puede decir lo que le dé la gana, sobre todo en su casa a la hora de comer, pero su cinismo es un completo insulto y una burla a los centenares de miles de canarios que hemos luchado y nos hemos manifestado en contra de unas políticas económicas suicidas que su partido CC, más emparentado con la delincuencia que con una formación de carácter social, ha venido desarrollando en las islas y que nos han situado en la cabeza en lo peor del estado. Ver a Domingo Berriel, que hizo un catálogo de especies vergonzoso para allanar la construcción del puerto de Granadilla, en Madrid con José Miguel Pérez con una camiseta de ecologista ha sido una de las mayores muestras de desvergüenza que ya ni asombra pues vivimos en un ambiente en el que las indecencias se suceden día tras día para acabar por inmunizarnos a la mayoría de los ciudadanos decentes.
Yo no sé si las prospecciones son necesarias o no, lo que tengo claro es que no las quiero en ninguna parte de este planeta, y seguramente pocas cosas hay más contaminantes que el modelo turístico introducido en Canarias que ha llenado de cemento y contaminación nuestras costas en un archipiélago que tiene como costumbre arrojar al mar las aguas residuales sin depurar. La realidad es que la dependencia del petróleo no nos la quita nadie y que todos cogemos nuestros coches, muchas de las casi doscientas mil personas que se manifestaron el sábado 7 de junio seguro que fueron en el suyo particular, muchas veces sin saber que el líquido con el que se mueve nuestra vida produce corrupción, degradación ambiental en muchos lugares del planeta y la muerte en guerras de muchas personas al año. Parapetados en el coche oficial, el helicóptero y en una vergonzosa televisión pública el gobierno de CC y PSOE está tan alejado de la realidad que han encontrado el filón de esta pelea personal con el ministro de Repsol, José Manuel Soria, para ocultar a la ciudadanía el alto grado de corrupción y miseria social en el que un cuarto de nuestra población se encuentra sumergida y la precariedad brutal a la que nos enfrentamos casi el cien por cien de ésta. Mientras se manipula a la gente con palabras altisonantes como tierra o la belleza de ésta que desencadenan sentimientos irracionales en el ser humano muy difíciles de controlar la ciudadanía no habla de otra cosa que quizás importe más como puede ser la miseria, el hambre, el desempleo, la mala calidad de los servicios públicos o la corrupción generalizada que sostiene a los tres grandes partidos del archipiélago, cuatro si contamos a Nueva Canarias.

Canarias podría haber ofrecido al mundo, desde un instituto con fondos y titularidad pública creado para ello encabezado por nuestras universidades por ejemplo, ser la punta de lanza y el paradigma mundial en investigación y energías alternativas ahora que ya por fin se vislumbra un horizonte venidero sin una gota de petroleo. En lugar de eso se ha producido el fenómeno de la especulación con los paneles solares para cobrar las subvenciones generosas que se daban a principios de siglo o concursos eólicos amañados y anulados por la justicia, el mismo hermano del ministro de Repsol Soria estaba metido en uno de ellos, que han planteado una inseguridad jurídica terrible y que debe haber ahuyentado a los inversores serios hacia, probablemente, otros territorios. Ahora que las energías alternativas están condenadas por las tasas indecentes que ha impuesto el ministro Soria es muy probable que el archipiélago, hoy dependiente energéticamente del exterior donde compramos el combustible que mueve nuestras centrales eléctricas, siga dependiendo de éste donde comprará la tecnología que genere las energías alternativas que algún día no nos queden más remedio que utilizar. Y todo, como siempre, por culpa de unos políticos mediocres sin capacidad de visión de futuro más que la que les produce beneficio a corto plazo y que están condenando a las generaciones futuras a vivir peor de lo que vivimos nosotros.

09 junio 2014

Adiós, Héctor


Los que no medimos nuestra existencia con la vara de la vida eterna, los que no creemos ni en cielo ni en infierno sino en un mundo que ya es más lo segundo y luchamos para que sea lo primero y los que pensamos que la justicia se debe impartir aquí y no en un más allá del que nadie ha vuelto para decirnos cómo es aquel nos suele costar mucho más perder a un ser por el que sentimos afecto que otros que creen en todas estas cosas porque es difícil hallar el consuelo de los que tienen alguna fe. Sobre todo después de enterarnos que Héctor Vargas, el poeta más sensible que muchos jamás conoceremos y al que yo personalmente jamás le vi un mal gesto en todas las veces que coincidimos especialmente en el Blues Bar, se haya ido de la misma forma que los personajes de sus relatos o poemas lo hubieran hecho: dejando huella. Esta no es tierra para gente de ideas soñadoras como las suyas, Canarias es una tierra de mequetrefes, segundones y enchufados que acaparan los puestos de mando en todos los sectores de esta sociedad y malogra a gente de talento de la talla moral, intelectual y humana de Héctor Vargas Ruiz que nacieron con una sensibilidad fuera de lo común. El cariño con el que hacia las cosas, sin embargo, no será olvidado en mucho tiempo pues me consta que somos muchas las personas que por él sentimos afecto y que haremos que pase mucho tiempo hasta que su recuerdo se haga olvido. Esto es un consuelo no para él, que seguramente sea el que menos lo necesite en estos momentos, sino para los que nos quedamos por aquí un tiempo más con la pena de no verle más pero habiendo tenido el placer de haberle conocido, de haber escuchado un poema suyo de sus labios, de haberle podido saludar por la calle o en el 24 horas comprando cervezas como fue la última vez que lo vi días antes de que se fuera.

La foto que ilustra esta despedida es de un fotógrafo o fotógrafa desconocidos para mi que cogí de su perfil de Facebook. Sé que a él no le molestaría y espero que a la persona que hizo la foto tampoco. La imagen recoge la esencia de su persona y la forma con la que a todos los que lo conocimos lo recordaremos siempre: alegre y haciendo reír mostrando las paradojas de este mucho cabrón, como en el vídeo de aquí debajo. Siempre me he preguntado qué pasará con los perfiles que todos tenemos en nuestra vida digital cuando no estemos para atenderlos. Supongo que de los servidores donde estén alojados será borrada la información algún día pero antes de que esto ocurra con los suyos sucederá una cosa: que sus buzones acabarán llenos hasta petar pues no queremos acostumbrarnos a que se nos haya ido tan pronto. Este es el texto más amargo que he escrito nunca en este blog pero tenía que hacerlo. Adios, Héctor.

08 junio 2014

Felipe VI, el monarca del PSOE

Documental de Canal+ Francia titulado Juan Carlos, el crepúsculo de un rey, que jamás podrá ser visto en España en una televisión. Está en su versión original subtitulado al español.

De igual manera que se puede ser incompetente y presidente del gobierno de España los dirigentes del PSOE, los que aún no han abandonado un barco que afortunadamente se hunde, dicen que su partido es monárquico pero de profundas raíces republicanas. En un país donde los ineptos han copado todos los puestos de gobierno necesarios, creando incluso innecesarios para enchufar a sus familiares pues hasta hace unas décadas el tipo de familia era tradicionalmente numerosa, esta es la lógica del chorizo, que a poco que se razone sobre ella da risa, y parece que es la válida y no lo que usted y yo digamos como ciudadanos pues hay alergia a los referéndum. Llevamos desde 1978 en un régimen pseudodemocrático que puede ser calificado como un nepotismo de casta política: todo lo nuestro gracias al pueblo, que es el que paga, pues son más los días que hay fútbol que los que no.
Mucho antes de morir el tirano Franco dejó todo atado y bien atado hasta tal punto que designó a su sucesor en un príncipe Borbón que lo habría de suceder dándose la completa irregularidad democrática que en España durante casi ochenta años la jefatura del estado se ha encontrado en manos de dos únicas personas. No voy a cometer el error de decir que el régimen de 1978 con un rey como cabeza del estado es lo mismo que la dictadura porque eso no es cierto: si fuera así yo estaría exiliado, muerto o no habría podido escribir esto. La Transición de 1975 fue un modelo bastante mediocre que se basó en un acuerdo de mínimos donde los poderes de la ultraderecha que derribaron la Segunda República se mantuvieron tranquilamente en la estructura del estado, militares, jueces, altos funcionarios y establishement económico y financiero, mientras que era la izquierda la que cedía ante los que habían ostentado el poder durante décadas aceptando un rey impuesto, un sistema político diseñado para eliminar a los pequeños partidos forjador de un sistema bipartidista y unos medios de comunicación de masas que durante décadas han dado la visión ideológica de derechas de esta sociedad. Las izquierdas, léase el Partido Comunista y los sindicatos que acabaron vendiendo a la clase trabajadora como CC OO y UGT, entraron en una crisis terrible en la que el PSOE, un partido político de 135 años de historia casi siempre forjados por la palabra traición, acabarían aglutinando el sentimiento de izquierdas lanzándose a la piscina de la socialdemocracia y abrazando los ideales ultraliberales que nos han llevado hasta la miseria en la que nos encontramos. El resultado fue una Transición inacabada, varias generaciones sin conciencia histórica y la creación de una casta política bipartidista, con tres elementos en el caso de las regiones donde triunfaron los nacionalismo chocarreros, que han desangrado a millones de personas en un sistema, el que surgió de la Constitución de 1978, completamente corrupto de los pies a la cabeza.
Con la abdicación de Juan Carlos nos han seguido engañando. Un grupo selecto de personas empezando por el líder de la oposición, un Rubalcaba que cada día se parece más a Rasputín, sabían como mínimo desde enero que la abdicación se iba a producir de esta manera pero han preferido tratarnos como imbéciles menores de edad y así aceptar la estrategia de Rajoy manipulando al Borbón que comprende la creación de una Ley Orgánica de Abdicación de 28 palabras, parece que la casta no ha tenido tiempo de redactar una en 39 años, y otra Ley Orgánica de aforamiento a Juan Carlos en las que el PSOE no puede sino estar de acuerdo y que votarán a favor como mismo reformaron la Constitución en un fin de semana para hacerla aún más ultraliberal o como ha sido, después de Franco, el único gobierno que ha resuelto un conflicto laboral, el de los controladores de 2010, con la intervención del ejército.
El PSOE no ha entendido lo que le está pasando y el castigo que sus electores les mostraron en las europeas del 25 de mayo pero este es un partido que, si todo sale bien, está condenado a desaparecer en los próximos años. Digo que no lo han entendido porque, aunque lo saben perfectamente, sus dirigentes se han creído que aferrarse a la monarquía y al sostenimiento de la estirpe de los Borbones en España es la única manera que tienen como partido de sobrevivir los años que vaya a durar Felipe en el trono. De ahí la cara de pasmados y el silencio vergonzoso que se les la quedado con el tema de la abdicación a los tres aspirantes que hasta hace poco se llenaban la boca de un espíritu renovado a la plaza que deja vacante Rubalcaba: Susana Díaz, Pedro Sánchez y Eduardo Madina. El asco a la democracia que siente este partido, en mi opinión la única manera que tiene de salvarse es cambiando por completo y renovando sus cuadros de dirigentes por las bases que sólo las quieren para pegar carteles, han hecho que Rubalcaba se quede más tiempo en el partido para evitar el republicanismo en lugar de dimitir, que voten a favor de la vergonzosa Ley Orgánica de abdicación del PP, que obliguen a la disciplina de voto en el Congreso y huyan de todo debate y que aspiren a que el jubilado Juan Carlos sea aforado, una inmunidad que están trabajando a toda prisa dando a pensar que algo puede haber pasado en un personaje que llegó sin un duro en el bolsillo a España en 1948 y que a día de hoy es una de las principales fortunas del mundo según la Revista Forbes.
En los medios convencionales de comunicación, todos endeudados hasta las cejas a la banca y todos de derechas, apenas sale nada de las protestas que están recorriendo España de arriba a abajo concentrando a miles de personas en contra de la monarquía y a favor de un referéndum que abra un proceso constituyente para que, de una vez por todas, la corona salga de este país y con ella esa familia de Borbones terribles y mediocres que desde 1700 se han hecho con el trono de España. Afortunadamente a día de hoy hay otras vías de comunicación efectiva entre personas que sustituyen a los grandes medios a sueldo del sector financiero. La Constitución de 1978 ya no sirve para las aspiraciones de la mayoría de la población y quedarnos con ella y con el nuevo rey sólo va a significar una constante fuente de conflictos en el país. La renovación no consiste, como desearía el PSOE para sus intereses, en dejar intocables las estructuras del estado y cambiar el rey por uno nuevo que ya lo llaman el preparado como si en este país no hubiera millones de jóvenes y no tan jóvenes con las mismas y hasta más competencias. De momento hay que esperar a que Felipe VI tome el trono el próximo 19 de junio pero esto no nos debe desviarnos de lo que pensamos muchos: que una República es posible y que sería fascinante construir las estructuras de convivencia en un país roto por la corrupción y vendido a las exigencias de la Troika destinado a convertirse en el lugar con mano de obra más barata de la UE. Por eso hay que tener paciencia, pero no perder empeño, en la construcción del nuevo régimen que debería surgir de las cenizas de la corrupción del de 1978 y que, por una vez en la historia común de este país, las cosas se podrían hacer bien y de manera democrática pues la media intelectual de los ciudadanos supera con creces al de la mediocre casta que nos gobierna. De esto depende que algún día las generaciones futuras conozcan al próximo rey como Felipe VI El Breve

02 junio 2014

La casta antisistema


Antes que nada debo decir que de Podemos no espero ni más ni menos que de cualquier otra formación que, gracias a las urnas, alcance ciertas cuotas de poder dentro del sistema que antes no tenían. Soy lo suficientemente joven como para seguir deseando que el mundo cambie pero lo suficientemente mayor como para dejar que me engañen nuevamente con el cuento que desde dentro del sistema, que está corrupto, degenerado y que representa una dictadura sibilina de los poderes económicos, se puedan transformar las cosas pues ya vemos que a lo más que se llega es parchear. La lección que me dio un grupo político en Canarias que, por cierto, también conjuga el verbo poder con adverbio afirmativo y un pronombre personal antes que Obama descubriera la frase yes we can es un ejemplo de libro de esto que digo y no se me olvidará en la vida.
Advertencia: voy a cometer conscientemente una falacia pues nunca se puede afirmar que algo que haya sucedido antes tenga que ocurrir siempre y de manera inexorable. La historia nos enseña que no sólo los partidos que entran en el sistema acaban siendo parte de éste sino que todos los grandes cambios que ha habido en la humanidad son traumáticos y tienen un coste muy alto hacia la parte más débil de todas. Dicho esto, añadir dos cosas: necesitamos un cambio radical que remueva el sistema de arriba a abajo y ojalá, nunca había tenido tantas ganas de equivocarme, este cambio se puede dar con partidos y procesos al que ha abierto la formación Podemos en estas elecciones europeas aunque lo pongo en duda. Es completamente falso y una mentira muy grande que de esta crisis en la que nos han metido sólo se sale de una forma, precisamente la que le interesa al sistema ultraliberal que controla nuestras vidas, sino que hay cientos de maneras mejores de salir del agujero en el que nos han metido la mayor casta de incompetentes que lleva más de 35 años subida al coche oficial.
Dicho esto, espero que se vea que más imparcial que yo no hay nadie en cuanto al tema de partidos pues no confío ni confiaré en ninguno. Sin embargo, no he podido sino sentir bastante repugnancia a las críticas, reproducidas fielmente desde los medios de comunicación de la opinión publicada con la que los sectores financieros tienen atrapada a la prensa por medio de créditos impagables, que se han vertido desde la casta gobernante, ultraderecha del PP, socialdemócratas falsarios del PSOE y burócratas envidiosos de IU, hacia lo que sin paliativos es el gran éxito de Podemos: lograr 5 eurodiputados y 1,2 millones de votos en apenas cuatro meses de existencia sin contar con un presupuesto, no como los grandes partidos que llevan todo el tiempo de democracia financiándose ilegalmente. La grieta de votos abierta a la doble marca PPSOE, en última instancia estos dos partidos pactarían invocando la mentira del interés general, es el suyo particular por lo que lucha, puesta en evidencia por el Señor X de los GAL Felipe González después de que hayan perdido más de cinco millones de votos entre las europeas de 2009 y 2014 poniendo nerviosos a más de un servidor de la casta que ve en peligro su puesto de jubilación en Endesa, Iberdrola o Telefónica. Las acusaciones hacia Pablo Iglesias y su partido de que son un grupo de populistas, antisistema, radicales o hasta bolivarianos como dijo el abuelo González desde una conferencia pagada por La Caixa son de un cinismo terrible y una falta de respeto enorme para una formación política que ha recogido tantos votos ciudadanos en una etapa en que la política da asco y dejan ver que la podredumbre instalada en el sistema es mucho más grande de lo que habíamos pensado. La secular mentalidad envidiosa y rencorosa del hispano es tierra abonada para que mucha gente, de manera irracional, empiece a sentir rencor gracias a los medios de manipulación hacia esta formación que quizá lo peor que haya hecho es hablar claro de lo que está sucediendo.
No hay más antisistema que los altos cargos del PP que tienen cuentas por docenas en Suiza a pesar de presumir de ser tan Españoles. Son los que aceptan regalos de la Trama Gürtel en forma de bolsos de lujo, trajes y relojes, las ministras que se van de viaje a Eurodisney con los gasto pagados de una trama corrupta y que ignoran que tienen un Jaguar en el garaje de su casa, los que pagan indemnizaciones en diferido en forma de simulación a un delincuente que está en prisión como Luis Bárcenas, los que hacen las reformas en negro de su sede en Madrid de la calle Génova, los presidentes de gobierno cobardes que se esconden detrás de una pantalla de plasma después de llevar décadas cobrando millones de euros en negro los sobresueldos, los de los sobres, los miserables como Belsa que hundieron una caja con siglos de historia y han provocado el rescate financiero y un agujero a las arcas del estado de 40 mil millones de euros que estaremos pagando durante décadas, los muertos de hambre que con sentencia firme de prisión desvían un millón de euros en ayudas para la cooperación al desarrollo para comprarse pisos en Valencia y los que con la excusa de la crisis se han cargado las leyes laborales, los derechos sociales y las garantías sanitarias de casi 50 millones de personas y desean que las mujeres paran como conejas mientras sus hijas se pueden ir a abortar al extranjero. Esos indeseables andan libres entre nosotros, no están en prisión y son los auténticos antisistema y no la gente de Podemos que si de algo pecan es de optimismo y de habernos dado una pequeña alegría en un lustro de miseria abriendo una brecha en el bipartidismo que ojalá sea la muerte de éste.

La mayoría de la gente que estamos vivos en este país y que trabajamos y contribuimos con nuestro esfuerzo y nuestros impuestos para que siga adelante, y para que la casta viva gracias a nuestros impuestos, ni pudimos votar ni nos han dejado plantearnos nunca lo que implica la carta constitucional de 1978. Nada es eterno: ni la monarquía, ni este texto que se ha reformado para imponer los intereses privados de la deuda antes que los derechos sociales de los ciudadanos, ni un partido que tras 135 años de historia como el PSOE debería de desaparecer, ni otro creado por Fraga para aglutinar la ultraderecha del franquismo que nunca ha movido ni un céntimo de manera legal. Ese es el sentido de Podemos, un podemos que trasciende del partido político y que aglutina a millones de indignados que decimos que ya está bien de tanto robo y tanta delincuencia organizada en contra de la ciudadanía. Cuando la casta de indeseables insulta a Podemos, por mucho que no nos guste este partido, nos están insultando a todos los ciudadanos.